Mostrando entradas con la etiqueta Islandia. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Islandia. Mostrar todas las entradas

martes, 14 de mayo de 2019

Víðgelmir, Iceland



La Cueva Víðgelmir, es el tubo de lava más largo de Islandia y también el más fácil de visitar gracias a las escaleras y pasarelas de madera que hay instaladas.


                             


Situada en el oeste de la isla, bajo una inmensa planicie formada por el campo de lava Hallmundarhraun, se formaron varios de estos tubos volcánicos tras una erupción gigantesca en el flanco occidental del glaciar Langjökull, alrededor d
el año 930 d.C.
El flujo de lava tiene una longitud de 52 km. y cubre un área de aproximadamente 242 Km².



                           


El tubo de lava de Viðgelmir es el más grande de todos ellos y de Islandia. La longitud total de la cueva es de 1.585 m. únicamente se puede acceder a ella en visita guiada gestionada por la empresa The Cave. Un tour con una duración de algo menos de dos horas y un precio de 6.500 isk (unos 47€).


                     


La visita parte desde unas instalaciones cercanas, en las que, tras pasar por taquilla, se proporciona a los visitantes un casco con luz frontal por persona, se forman los grupos y se dan las primeras explicaciones antes de comenzar a caminar.



                     


La entrada a la cueva está situada a unos metros del punto de encuentro. El acceso se realiza por una de las oquedades que se formaron tras un derrumbe. Una larga escalera de madera, con barandilla, nos adentra a las profundidades de la enorme cueva.





La iluminación esta situada en puntos de interés, el trayecto es iluminado por los propios visitantes, resultando una visita muy atractiva, didáctica y muy oscura.


                          


Los restos arqueológicos encontrados en las excavaciones en ella realizadas se han fechado en el año 1.000 d.C.



                             


El acceso a la cueva se realiza en todo momento a pie y no es apta para personas con movilidad reducida.


                             


Islandia es un país fascinante lleno de contrastes "La Tierra de Fuego y Hielo", un destino para todo el año con multitud de actividades para hacer. ¡Te animamos a descubrirlas!



Gracias por tu visita ¡¡Hasta pronto!!
                                             
Si te ha gustado no olvides compartirlo en tus redes sociales                   
                                                                                     

martes, 20 de marzo de 2018

Interior y exterior del Glaciar Langjökull, Iceland



Una de las visitas más sorprendentes que realizamos en Islandia, fue al Glaciar Langjökull, una excursión diferente a todas realizadas hasta la fecha. Un paisaje blanco se mire por donde se mire, una excursión en la que nos adentramos en las entrañas del glaciar, nos trasladaron en unos vehículos alucinantes y comprobamos las escalofriantes temperaturas del interior y del exterior del glaciar, en un día de sol radiante en el que hasta las cámaras se quedaban tiesas.




La excursión comenzó en Reykjavik, un autobús de la agencia “Reykjavik Sightseeing”, con todas las comodidades: asientos calefactados, tablet audio-guía con gps, cargador usb, wifi, etc, nos llevó hasta el campamento base, a las instalaciones de la empresa “Into The GLACIER”, encargada de realizar esta peculiar visita, donde el personal verificó que nuestra indumentaria fuera la correcta, subsanando las deficiencias de aquellos que las tuvieran con prendas de la empresa, monos y calzados en la mayoría de los casos - aunque parezca icreible hay quien pretende visitar un glaciar con tejanos y zapatillas-. Allí cambiamos el confortable autobús por los vehículos todo terreno adaptados para circular sobre el glaciar y comenzamos la aventura.





El Glaciar Langjökull, situado al oeste de Islandia, es el segundo glaciar más largo de Europa. Con una extensión de 950 km² y cuyo punto más alto se encuentra a 1.300 metros sobre el nivel del mar. Desde hace mucho tiempo la superficie del glaciar ha sido un área accesible para motos de nieve y todo terrenos, pero hasta hace relativamente poco lo que había bajo su superficie estaba reservado para una minoría, científicos y glaciólogos.






Hace algunos años dos amigos decidieron emprender la aventura de excavar un túnel bajo la superficie del glaciar con fines turísticos. Tras obtener todos los permisos y estudios precisos se pusieron a ello, dando como resultado el túnel de hielo más grande diseñado por el hombre que hoy se puede visitar.




Desde el 2015 quedó inaugurado el túnel, una cueva de hielo que se adentra bajo el glaciar a una profundidad de 30 metros debajo del hielo y con una longitud de 500 metros. En sus paredes se pueden observar los estratos de hielo alternados de cenizas de las diferentes erupciones volcánicas, la historia cronológica del Glaciar Langjökull. También se pueden observar los efectos del calentamiento global.





Una visita de lo más interesante, tanto a nivel paisajístico como pedagógico y con su punto de aventura. ¡¡Una experiencia inolvidable!!






                 


Gracias por tu visita ¡¡Hasta pronto!!
                                             
Si te ha gustado no olvides compartirlo en tus redes sociales   

miércoles, 7 de febrero de 2018

La Tierra del Hielo y el Fuego, Iceland



En Siempre Viajar siempre estamos pensando en lo mismo, en lo único más bien, si Viajar. Pero no estaba en nuestros planes visitar Islandia a corto plazo, de hecho no estaba ni siquiera en la lista. Fue gracias a Trablin que la incluimos, y se convirtió en un destino inmediato. 

El pasado mes de noviembre (2017) fuimos invitados a asistir al Congreso de Bloggers e Influencers Internacional “TISICELAND2017”. Un encuentro con talleres, charlas, excursiones y otros eventos, gracias al cual pudimos descubrir un destino sorprendente, la Tierra del Hielo y el Fuego, Iceland.





Islandia es un país relativamente joven, obtuvo su independencia de Dinamarca en 1944. Es una república democrática y tiene su propia moneda, la Corona islandesa, moneda que no llegamos a tocar en metálico ya que no tuvimos necesidad de cambiar en toda la semana que estuvimos allí, ya que en todas partes cogen tarjetas por ínfima que sea la cantidad, al menos en los lugares por los que nos movimos. Al cambio, para los españoles, es un país que calificaríamos de caro, ademas de que los precios son números con muchas cifras y a primera vista, antes de detenerse a hacer el cambio, asusta, aproximadamente 1€ son 126isk (coronas islandesas) y un café puede rondar las 500isk.






Sus habitantes son descendientes de colonos que llegaron a la isla desde el Norte de Europa, Noruega, Finlandia... Se habla en islandés y la inmensa mayoría de los residentes tiene el ingles como segunda lengua. La mayoría de la población se concentra en la capital y su periferia, dejando el resto del territorio casi despoblado.






Tierra de volcanes, unos treinta en activo, glaciares y géiseres. La capital de Islandia es Reykjavík, cuya traducción literal es "bahía humeante", es la capital más nórdica del mundo. Pese a ello no hace tanto frío como sería de esperar por su situación, justo en el borde del Círculo Polar Ártico, gracias al efecto atenuador de la corriente del Golfo. Con un clima muy cambiante, ellos te dicen que si no te gusta el tiempo que hace ¡solo tienes que esperar 10 minutos! Algo que realmente pudimos comprobar que es así. Un país en el que hace muchísimo viento, de hecho solo a los forasteros se les ocurre intentar utilizar paraguas cuando llueve.





Algo que nos pareció muy curioso es que hasta 1989 estaba prohibida la venta de cerveza en Islandia, por contra ahora el día 1 de marzo es el Día oficial de la Cerveza, y han proliferado las cervecerías artesanales.





Las calles principales de Reykjavík, están calefactadas, los vehículos preparados y las casas calientes. El 90% de la calefacción de las casas provienen del calor geotermal.





Islandia es líder mundial en uso y aprovechamiento de la energía geotérmica. Se utiliza para calentar las casas, producir electricidad, calentar los invernaderos, las carreteras y para tener piscinas y jacuzzis maravillosos. Los jacuzzis son para un islandés como un bar para un español o un pub para un británico.






Otra curiosidad islandesa es que la natación es materia obligada en las escuelas.





A Islandia se puede llegar con vuelos directos desde Alicante, con la compañía Norwegian, un trayecto de algo más de 4 horas, tramites de aeropuertos aparte.





En cuanto al alojamiento hay cientos de ellos, de todo tipo; hoteles, apartamentos, albergues, habitaciones en casa particulares. Si se busca con tiempo, y fuera de la temporada estival, es posible encontrar lo que más se nos adapte a precios razonables.






Las horas de luz varian, y mucho, a lo largo del año. Con la llegada del invierno se pueden disfrutar largos amaneceres que dan paso a largos atardeceres sin llegar a haber sol de medio día y llegada la noche disfrutar de las admiradas Auroras Boreales, un espectáculo sin igual del que disfrutamos en nuestra primera noche en el país. En verano es justo al revés llega a no hacerse de noche y se puede disfrutar de la inmensa cantidad de cataratas espectaculares, grandes arcoiris y paisajes de verde intenso. Iceland es como un gran parque natural el país entero.






Con la ropa y el calzado adecuados, incluidos unos camprones, no hay que echarse atrás en visitar Iceland en invierno.





        ¡Ah! y no hay que olvidarse el bañador y las chanclas sea la época que sea.


Gracias por tu visita ¡¡Hasta pronto!!
                                             

Si te ha gustado no olvides compartirlo en tus redes sociales